Iglesia de Cuenca Ecuador :: Arquidiocesis de Cuenca
Siganos en Twitter Siguenos en Facebook
Untitled Document


REFLEXIONES


¿A qué se opone el sexto mandamiento?

P. Bolívar Jiménez A.

En un mundo cada vez más hedonista, en el que imperan el subjetivismo y una falsa idea de libertad, el “no cometerás adulterio” (Ex. 20,14; Dt. 5,17) que pregona el 6° mandamiento de la ley de Dios, no solamente que cae en el vacío, sino que suena extraño con lo que es habitual en las sociedades actuales; que, a través de diferentes mecanismos y por diferentes intereses, expanden el virus de un sexualismo desenfrenado.

Pese a ello la Iglesia -enviada por Jesucristo a ser luz del mundo-, sigue repitiendo con vigor el milenario precepto, que no se restringe al adulterio como tal, sino a una serie de conductas desviadas llamadas “acciones impuras” como son: la masturbación, la lujuria, la prostitución, la violación, la fornicación, la homosexualidad, la pederastia; la difusión, lectura, y visualización de pornografía; cantar o escuchar con gusto canciones obscenas; oír o decir con deleite chistes sexuales; el incesto, el bestialismo, la poligamia, el concubinato, etc.

Y la oposición a estas conductas ¿por qué? Ciertamente no por un simple “moralismo”, sino porque hacen daño al individuo y corrompen la sociedad, tal como denuncia la conciencia de las personas que, porque saben que están haciendo mal, tratan de ocultarlo; y porque la sexualidad -don maravilloso de Dios-, es manipulada y reducida a la pura genitalidad, no cumple en el ser humano su correcta función.

Hemos de saber que la sexualidad humana tiene un propósito y un límite. El propósito de la sexualidad es triple: Comunión de hombre y mujer, placer sano y procreación responsable. Y el límite es este: sólo debe darse en el contexto del matrimonio. Porque la sexualidad se transforma en algo positivo sólo cuando hay un “pacto legal”. El matrimonio es un plan maravilloso de la Divinidad, creado para que nosotros podamos tener seguridad, felicidad, amor, compañerismo y la aprobación de Dios.

La legalización de los bajos instintos sexuales, hoy en boga, son un atentado contra el Creador y un mal que se revertirá contra la raza humana.
 
       
SANTA SEDE   CELAM   RIIAL   CEE   PASTORAL JUVENIL
DIRECCIÓN: Simón Bolívar 7-64 y Luis Cordero
TELÉFONOS: (593 7) 2847234 / 2847235 / 2831651
FAX : (593 7) 2844436
Siguenos en Facebook
Siganos en Twitter
Si necesita un sitio web visite www.Cuencanos.com